López Obrador admite la posibilidad de una alianza con el PRD

Después de varios meses de mantenerse irreductible, este jueves, Andrés Manuel López Obrador –presidente nacional del partido político Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA)- afirmó que sí analizaría la posibilidad de sentarse a negociar una alianza con el Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Sin embargo, para que eso suceda, el líder tabasqueño antepone dos condiciones: La primera es que el PRD debe deslindarse completamente del PAN, del gobierno y de lo que representa el llamado “Pacto por México” y, la segunda,  que también mantenga una clara distancia del régimen. López Obrador aclaró:

“Lo tendríamos que analizar, ellos tendrían que ser muy claros de no involucrarse, de no hacer acuerdos con los partidos que forman parte de la “mafia por el poder” y del gobierno, porque está de por medio la firma del “Pacto por México.” (Vía El Universal)

Durante una entrevista con Ciro Gómez Leyva, Obrador recordó que en 2012 pidió al PRD deslindarse de manera total del Pacto por México, y  eso no ocurrió. (Vía La Crónica)

Por eso, el líder tabasqueño señaló que él y su partido sólo se sentarían a platicar si “hay un propósito claro de cambiar el país.” La declaración de López Obrador sorprendió a distintos medios informativos a tan sólo 48 horas antes de que el  PRD elija, en Consejo Nacional, a su nuevo presidente. Vale la pena mencionar que, recientemente, un grupo de perredistas ha procurado impulsar un proyecto de alianzas, tomando en cuenta el momento de crisis por el que atraviesa su partido.

También es importante recordar que, en junio, ambos partidos lograron sumar un 34% de los votos, 2 puntos por encima del PRI y 5 más que el PAN.  Y a eso hay que agregar que, actualmente, López Obrador encabeza las encuestas rumbo a las elecciones presidenciales del 2018. (Vía El País)

En otros temas, el líder de MORENA señaló que una derogación de la reforma educativa no convendría a nadie, pues eso implicaría una derrota absoluta del gobierno. Y agregó:

 “Nosotros no queremos construir el nuevo México a partir de escombros, tiene que haber autoridad, y tenemos que llegar a 2018 con estabilidad, con paz social, para que la entrega de la estafeta se dé en un ambiente de normalidad política, si se le vence por completo a Peña Nieto, pues no va a haber estabilidad, no va a haber gobierno.” (Vía El Universal)

Lo más conveniente, dice, es revisar la reforma educativa y para eso el gobierno debe rectificar. A poco tiempo de que empiecen a encenderse los motores para la carrera electoral, López Obrador muestra un tono moderado y pide que se evite la confrontación en el país.