¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Continúan protestas en Hong Kong, ahora con láser

Las protestas que iniciaron en junio no muestran ninguna intención de detenerse
En Hong Kong, protestantes usan láser para no ser grabados. (Imagen: BusinessInsider)

No, no es una película de ciencia ficción, es Hong Kong. En las protestas contra la ley de extradición China, los ciudadanos han utilizado láser para calentar las cámaras de seguridad y burlar el reconocimiento facial. Ante la violencia policiaca, también utilizan paraguas como escudos y se protegen con cascos de construcción.

Las protestas empezaron en junio y muestran poco detrimento. De hecho, los reclamos de los protestantes han ido creciendo, ya no se trata sólo de la ley de extradición China (que permitiría a China realizar juicios sobre presos de Hong Kong), sino también de exigir la renuncia de la gobernadora Carrie Lam. 

La violencia policial también ha causado recelo social. El 21 de julio, un grupo paramilitar conocido como “triad” (vestido en playeras blancas) atacó en la estación Yuen Long a más de 45 protestantes pacíficos. La falta de respuesta por parte de la policía, aun con llamadas de auxilio por parte de los ciudadanos, aumentó la desconfianza civil. Únicamente se han arrestado a 12 de los paramilitares. (Vía: Business Insider)

La policía federal aseguró que “hay espacio de mejora por parte de los oficiales” sin que eso implicara pedir disculpas ante la falta de acción de sus efectivos. También comentó que, debido a las protestas, gran parte de los efectivos estaban en el centro de la ciudad, por lo que no pueden asegurar el bienestar de los ciudadanos. 

Una protesta pacífica posterior en esa estación de metro fue contrarrestada directamente con brutalidad policiaca. Reportajes indican que se usaron hasta fuegos artificiales contra los protestantes, además de gas pimienta, y disparos con balas de gel. (Vía: BBC)

La gobernadora Carrie Lam se negó a ceder ante las peticiones ciudadanas: “Si dejara que mi hijo se saliera con la suya cada vez que se porta así, tal vez se arrepienta cuando sea mayor“.

En Hong Kong, cualquier persona acusada de alboroto se enfrenta a una condena de hasta diez años de cárcel. Más de 40 personas han sido detenidas por alboroto, la más joven tiene apenas 16 años.

Aunque la ley de extradición con China se suspendió el 15 de junio, los ciudadanos no estarán conformes hasta que se retire por completo. Mientras que el gobierno no intente volver a pasarla, la ley expirará oficialmente hasta julio de 2020. (Vía: The Guardian)

Choque entre policía y civiles en Hong Kong. (Imagen: Washington Post)

El 1 de julio se cumplieron 22 años de que Inglaterra entregó Hong Kong a China; ese mismo día, el Consejo Legislativo fue ocupado por los protestantes, por primera vez en toda la historia.

Ciudadanos de Hong Kong temen que su libertad se vea mermada, así como ha sido la de los ciudadanos de China. En 2047, la ley básica que permite a Hong Kong funcionar con un sistema diferente al del continente expirará, ¿se repetirán estas protestas entonces?