El presidente de Filipinas le pide a los ciudadanos unirse a la “Iglesia de Duterte”

El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, le pidió a los ciudadanos de su país dejar de creer en los sacerdotes católicos y que se unieran a la “Iglesia de Duterte”, una religión “sin prohibiciones”, en la que los hombres “podrían incluso tener cinco esposas”. (Vía: RT)

La Iglesia Católica ha sido crítica de la brutal guerra contra las drogas del presidente filipino, que ha cometido serias violaciones a los derechos humanos como asesinatos extrajudiciales. (Vía: Yahoo News)

Como respuesta, Duterte lanzó insultos a la iglesia en una fiesta navideña en la ciudad de Davao:

“Dicen ‘Duterte asesino’. Ustedes, sacerdotes, me culpan a mí por la muerte de miles de drogadictos, incluso algunos que murieron en hospitales, ustedes me culpan a mí. Pero ustedes son los que mataron a Cristo.” (Vía: Yahoo News)

Además, dijo que la Iglesia “no ha levantado un dedo para ayudar a más de cuatro millones de drogadictos en el país a pesar de recoger grandes cantidades de dinero durante la misa. Siempre gritan para protestar pero no han hecho nada contra las drogas ilegales.” (Vía: RT)

El mandatario también dijo que cree en dios y en Alá, pero no en una religión, particularmente en la Iglesia Católica porque provoca miedo entre los fieles sobre la existencia del cielo y el infierno:

“No crean en eso. Para eso es la religión, quieren inculcar miedo de que te irás al infierno si eres un pecador. Pero sólo sabrás si en verdad hay un infierno si mueres.” (Vía: Yahoo News)

Además, le dijo a los oficiales asistentes a la ceremonia que “esperaran a que muriera”, porque él regresaría para decirles si realmente existe un cielo o un infierno. (Vía: Yahoo News)

Desde que Duterte asumió el cargo en Filipinas a finales de julio, su “guerra contra las drogas” ha dejado al menos 6 mil muertos. (Vía: RT)