Jurado exonera a migrante mexicano acusado de asesinato en 2015

José Inés García Zárate, migrante mexicano acusado del asesinato de Kate Steinle en 2015, fue exonerado de los cargos tras un juicio de más de un mes. El veredicto provocó una serie de reacciones de parte del presidente y sus esbirros, ya que el caso había sido uno de sus ejemplos para “reforzar” la seguridad fronteriza y construir el muro.

La muerte de Kate Steinle ocurrió en julio de 2015. Ella caminaba con su padre en el muelle 14, un punto turístico importante en la bahía de San Francisco, cuando se escuchó un disparo; lo siguiente que supo Jim, padre de Kate, fue que su hija estaba desvanecida en el piso. Murió unas cuantas horas después en el hospital General de San Francisco.

José Inés, entonces, apenas había sido liberado de prisión tras cumplir una condena por posesión de marihuana y se encontraba en situación de calle. Había sido deportado en cinco ocasiones y siempre había encontrado la forma de volver a los Estados Unidos. El caso que relacionaba a Kate y a José Inés, la muerte de la primera, tenía todo lo necesario para llamar la atención de Trump y utilizarlo como arma política. Y lo hizo, a pesar de los padres de Kate.

El proceso contra García Zárate tomó casi un año. La conformación del expediente y del jurado tardaron varios meses y, ya en la corte, el jurado tardó más de seis días en deliberar la condena o exoneración del migrante mexicano. Finalmente, lo declararon inocente de los cargos de homicidio y asalto con un arma de fuego, sin embargo, se le encontró culpable de portación de arma en libertad bajo palabra, por lo que podría ser sentenciado a prisión hasta por tres años, dos de los cuales ya ha cumplido esperando la culminación de su caso.

Trump, su Fiscal General, Jeff Sessions, y su secretaria de Prensa, Sarah Huckabee Sanders, así como medios comprometidos con el presidente o de su misma alineación, han  insistido en la “desgracia” de este veredicto, el cual, dicen, socava la fuerza de las instituciones de justicia estadounidense. (Vía: Casa Blanca)

Frente a los señalamientos en contra de su defendido, el abogado de José Inés, Matt González, les recordó su precaria situación ante la investigación de colusión con Rusia que involucra prácticamente a toda la Casa Blanca:

“Para aquellos que pudieran criticar este veredicto (hay algunas personas comentando este caso en los últimos años), déjenme recordarles que ellos mismos están bajo investigación de un fiscal especial en Washington D.C. y ellos también podrían recurrir a la presunción de inocencia. Entonces, les pido que reflexionen en eso antes de comentar o atacar los resultados de este caso.” (Vía: Washington Post)

¿Algo que añadir, Trump?