Inteligencia estadounidense utiliza Facebook para encontrar sospechosos

ICE, la Agencia de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos, utiliza Facebook para rastrear sospechosos de delitos con datos que le proporciona la red social, reveló una investigación de The Intercept, un sitio especializado en tecnología.

A través de documentos de la agencia, encontraron que los encargados de las deportaciones masivas del gobierno de Donald Trump, se sirven de datos obtenidos a través de Facebook para localizar a sospechosos de sus investigaciones.

Foto: Aristegui Noticias

Mediante estos datos, combinados con herramientas que son propias de ICE, terminan por determinar ubicaciones y procedimientos de estos para lograr una detención, demostrando que los datos que están en Internet pueden ser centrales y sí pueden ser usados en contra de una persona en particular y no son simples estadísticas.

Al respecto, Facebook informó que no se da un trato especial a ningún organismo para proporcionar sus datos y que ellos mismos analizan las propuestas para decidir si se entregan o no. Todo ésto, porque dentro de los datos se encuentran geolocalzaciones, números de teléfono y demás información sensible que puede determinar muchos aspectos de la vida de cualquiera. (Vía: Aristegui Noticias)

“Pese a que Facebook y su fundador, Mark Zuckerberg, han brindado apoyo político a los intentos de reforma migratoria, la compañía ha recibido relativamente poca atención por su rol en la máquina de deportaciones de ICE. El año pasado agentes de ICE pidieron datos privados a Facebook para obtener el número celular de un inmigrante que estaban persiguiendo en Detroit” (Vía: The Intercept)

Aunque el uso de estos datos no se hace con fines meramente migratorios, resulta interesante que esta agencia tenga un trato tan cercano con Facebook para el uso y entrega de datos personales. Esto se magnifica después de que la red social haya sido inculpada por su relación con Cambridge Analytica y el uso de datos para su uso en la campaña de Donald Trump.

La seguridad informática está en entredicho después de varios ejemplos en los que se usan datos personales para diversos fines, desde los meramente publicitarios hasta los políticos. El consentimiento, a través de un simple click, complica más todos, pues se puede aceptar ciertas condiciones que no son explícitas a la hora de presionar “aceptar”, además de que, no nos hagamos, con pocos los que realmente leen los avisos de seguridad.

Esto puede ser una herramienta muy útil para dependencias de gobierno a la hora de buscar y localizar sospechosos, sin embargo, cualquier usuario es susceptible de ser analizado sin su consentimiento, regresando a debate de qué es más importante, la protección de los datos y la privacidad, o reafirmar su uso para proveer seguridad.