Inicia la convención demócrata… dividida

En un nuevo sondeo dado a conocer hoy por CNN, Donald Trump aventaja a Clinton con el 48% de los votos contra el 45%

La convención demócrata arrancó hoy en Filadelfia y, aunque el ex contendiente a la candidatura presidencial por el Partido Demócrata, Bernie Sanders, ya había expresado su apoyo públicamente a Hillary Clinton, la realidad es que los adeptos de este partido iniciaron la convención de forma dividida y en medio de un ambiente de desconfianza. 

¿Qué está dividiendo al único partido que podría contrarrestar la fuerza de Donald Trump? Hace días Wikileaks dio a conocer alrededor de 19 mil correos electrónicos en los que los líderes del Partido Demócrata declaraban un favoritismo total a Clinton, justo cuando se enfrentó al senador socialista, Bernie Sanders.

La jefa del Comité Nacional Demócrata, Debbie Wasserman-Schultz, anunció su dimisión ante este hecho ya que, según la información liberada, Wasserman incumplió sus obligaciones de neutralidad.

La revelación, evidentemente, indignó a los partidarios de Bernie Sanders, que ya se habían hecho a la idea de apoyar a Hillary Clinton. También dañó la imagen de competencia limpia con la que navega el Partido Demócrata.

Otro factor que no contribuyó en lo más mínimo a la popularidad de Clinton fue su elección por Tim Kaine como aspirante a la vicepresidencia sobre la senadora Elizabeth Warren.

Recordemos que, para que Clinton llegara a un acuerdo con Sanders, esta tuvo que adoptar medidas que no eran parte de su campaña inicial como el salario mínimo de 15 dólares la hora, la universidad gratuita para las clases medias, y la baja de maternidad y paternidad de 12 semanas. 

Hoy, Clinton será declarada oficialmente como candidata a la presidencia.  No obstante, cientos de simpatizantes de Sanders se reunieron afuera de la sede de la convención para protestar.

El reto que ahora enfrenta Clinton no es menor, pues tendrá que persuadir a los demócratas descontentos que se apegará a lo acordado con Sanders, y que llevará una agenda más progresista. 

Nos preguntamos si la estrategia del enemigo común, el votar por Clinton para que no gane Trump, le será suficiente a la candidata para abrirse paso a la Casa Blanca.

En un nuevo sondeo dado a conocer hoy por CNN, Donald Trump aventaja a Clinton con el 48% de los votos contra el 45%.