‘Los niños pueden usar tutú si así lo quieren’: Iglesia Anglicana

“A los chicos de primaria se les debería permitir usar tutús o tacones si así lo desean”, declaró el arzobispo de Canterbury en representación de la Iglesia Anglicana.

Sus declaraciones, que no han pasado desapercibidas para los medios ingleses, son parte de una guía para maestros relacionada a asuntos de género. Lo que se busca es no fomentar al interior de las escuelas estereotipos de género; si un niño desea portar un vestido o una niña desea portar un casco de bombero, se les debe permitir sin pedir mayores explicaciones. (Vía: New York Times)

La iglesia indicada alega que los niños deben tener “la libertad de explorar las posibilidades de quien podrían ser, sin temor a un juicio externo”. (Vía: Telegraph)

Éste gesto progresista se unen a otras acciones que ha tomado en el pasado la iglesia Anglicana. Vale la pena recordarse que dentro de los cultos cristianos, ellos fueron de las primeras asociaciones religiosas en permitir que las mujeres se ordenarán como obispas. (Vía: AciPrensa)

“Si un niño desea portar un vestido o una niña desea portar un casco de bombero, se les debe permitir sin pedir mayores explicaciones”.

En la misma guía para los profesores que imparten clases en las escuelas anglicanas en Inglaterra, se le recomienda no juzgar como comportamiento inapropiado o anormal que sus alumnos experimenten por voluntad propia con los roles del genero contrario.

En este sentido, Inglaterra lleva la delantera al permitir a sus infantes expresar libremente su identidad. En los últimos años, por ejemplo, ha aumentado el número de escuelas que no tienen reparos en que su alumnos lleven faldas o sus alumnas porten pantalones.

Éstas declaraciones del arzobispo de Canterbury se unen al apoyo reciente que ha dado el gobierno inglés a las políticas para favorecer la inclusión de la comunidad trans. Recientemente, por ejemplo, el gobierno anunció medidas para acelerar los procesos de cambio de género en adultos.

En repetidas ocasiones las autoridades inglesas han declarado que estas medidas de apoyo podrían reducir la exclusión, la marginalización y las tasas de suicidio en adolescentes. En el caso de la Inglesia Anglicana, estas nuevas normas podrían parecer contradictorias luego de que su arzobispo, Justin Welby, hace apenas un año había sido señalado por implementar medidas para penalizar que sacerdotes oficiaran matrimonios entre personas del mismo sexo. ¿Habrán recapacitado? (Vía: Pink News)