¿Por qué es histórica la foto de la hermana de Kim Jung Un y el presidente surcoreano?

La guerra entre las dos coreas comenzó desde mediados del siglos pasado. En su punto más alto, entre 1950 y 1953, se tiene registro de hasta 3 millones 500 mil muertos y desde ese entonces se mantiene la guerra, pues nunca ha habido un tratado de paz entre ambos. Sin embargo, se llegó a un acuerdo para que, en los juegos olímpicos invernales celebrados en Corea del Sur, ambas desfilaran juntas. (Vía: Clarín)

Foto: Christophe Ena

Esto fue resultado de un compromiso de ambos gobiernos, junto a las autoridades deportivas, para hacer que el objetivo moderno de estas competiciones (unir a la humanidad en torno a un espectáculo de superioridad física por bloques de naciones) deportivas se cumpla. Sin embargo, existen muchas dudas al respecto.

Durante la ceremonia, se pudo ver el protocolo regular, pero atrajo la atención que el presidente de Corea del Sur, Moon Jae In, se detuvo a saludar de una manera fraterna a Kim Yo Jong, la hermana del líder de norcorea, Kin Jun Un. La foto, desde el primer momento, despertó ese sueño unificador que a todos nos ataca cuando vemos los aros entrelazados y fe en dicha tregua. (Vía: Reforma)

Foto: Kim Kyung-Hoon

Desde que se anunció esto, con la reutilización del diálogo a través de una línea directa, fue demasiado sorpresiva la reacción de Kim Jun Ung, que no parecía tener intenciones de esto, pero de alguna manera se persuadió de lo contrario. (Vía: El País)

Este hecho puede ser marcado como un hito histórico por las consecuencias que tenga esta unión temporal de los dos países. Éstos llevan casi 70 años en una guerra sin pausa, que ha enemistado a dos comunidades que, si bien pueden decidir no unirse bajo el mismo Estado, se encuentran en un constante estado de tensión al verse como enemigos y con diferentes amenazas.

Por otro lado, existen muchos que ven esto como una solución superficial a un problema mayor, que no se resolverá con un desfile y una participación conjunta. Ya se intentó antes resolver problemas políticos a través del deporte, cuando en 2002 se organizó un Mundial de fútbol entre Corea y Japón, pero las diferencias entre las sociedades que integraron esta sede dejaron todo como antes, después de que Brasil levantó el trofeo.

Así mismo, la intención re unificadora de las Coreas, es una iniciativa que busca una paz artificial, que no tendría que ser obligada y menos de esta forma. Por otro lado, sería necesario que pudieran resolver su conflictos con la conformación de su identidad nacional y no ir más allá, tratando de defender su superioridad como la Corea chida y la Corea maligna, sin importar el punto cardinal.

ANUNCIO