¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Ellos tienen responsabilidad en el incendio de Notre Dame

Por andarse echando la bolita el tiempo se los consumió... y también a la catedral
Incendio de la Catedral de Notre Dame. Imagen: Twitter.

Tras el polémico y triste incendio de la Catedral de Notre Dame en París, las personas alrededor del mundo han realizado sus propias teorías acerca de la razón o motivo por el cual este monumento simbólico de Francia ha ardido en llamas junto con toda su historia.

Por supuesto en redes las especulaciones no se han hecho esperar y ante el panorama que enfrentan los medios y el mundo al no tener un responsable o responsables de este suceso, muchas personas han construido su propia tesis. En específico en Twitter hay un hilo muy interesante que ha desatado miles de cuestionamientos; fue escrito por la usuario Maggie Koerth-Baker, quien es una periodista científica estadounidense que escribe para The New York Times Magazine y ha publicado libros de contenido científico a lo largo de su carrera.

Es ella quien puso a debate quién podría ser responsable de este incendio en un hilo de Twitter en donde menciona que su esposo, quien es arquitecto e ingeniero le había hecho notar lo siguiente:

“Mi marido (arquitecto e ingeniero) señaló que quienquiera que el contratista en esta renovación de Notre Dame era, están legalmente y financieramente acabados. Eso me causó curiosidad sobre la firma… que condujo a algunos artículos antiguos y, Oh hombre, las secuelas de esto va a ser desordenado…” (Vía: @maggiekb1)

La científica menciona que en 2017, Times publicó una historia sobre cómo la catedral necesitaba urgentemente una restauración debido a su estado pero que, el gobierno y la iglesia no estaban diciendo quién se haría cargo de ello.

Continúa su hilo diciendo que la iglesia y el gobierno habían tenido previas discusiones antes de siquiera pensar en una restauración del emblemático monumento. Añadió que las renovaciones que sufrió Notre Dame en el siglo XIX fueron rápidas y descuidadas, lo que trajo problemas y todo porque en ese entonces Victor Hugo había vuelto famosa la catedral y necesitaban mejorar su aspecto para que la admiraran en mejor estado los turistas.

También cuestiona los resultados de esa restauración que para el año de 1992 se reflejaban en la preocupación de la gente por el deplorable estado en que se encontraba la catedral debido a que sellaron las juntas con cemento y eso permitió que el agua se trasminara.

Lo sorprendente es que también comentó que una institución benéfica privada llamada “The Friends of Notre-Dame de Paris” estaba juntando fondos para restaurarla desde el pasado mes de octubre. Incluso ante la indecisión acerca de si la responsabilidad era o no del gobierno o de la iglesia, Vice hizo un video en donde muestra cómo Estados Unidos se estaba haciendo cargo del problema.

Seguido a esto, reitera que habrá un “montón de culpas y disputas políticas y legales alrededor de la quema de Notre Dame.” y que “el edificio ya estaba en un estado bastante seco, lo que probablemente contribuyó a lo que sucede ahora que está ardiendo”.

Momento del incendio de la catedral de Notre Dame. Imagen: Twitter.

 

Y uno de sus cuestionamientos más interesantes fue lo que casi nadie se está preguntando. ¿Qué empresas estaban involucradas en la restauración de la catedral? ¿Eran firmas especializadas en restauración de monumentos históricos?

Por si fuera poco, otro cuestionamiento es cómo esto se va a unir a la discusión de la política nacionalista en Europa sobre la preservación cultural de monumentos históricos, pues finalmente no se trata sólo de una catedral sino de un símbolo de identidad de los franceses y el mundo que si bien Macron ha evitado para no parecerse a los políticos de ultraderecha que promueven la protección de edificaciones históricas con fines de nacionalismo político, esta vez las discusiones presupuestales llevaron a que se retrasara el mantenimiento del icónico monumento y terminó en un incendio del que todavía no sabemos la magnitud de los daños.

Entonces, ¿a quién hay que considerar responsable?