#BoycottMulan: Película de Disney peligra tras declaraciones controversiales de la protagonista

Película de Mulán en peligro, después de que la protagonista, Liu Yifei, defendiera a la policía de Hong Kong tras las protestas en la ciudad
Película de Mulán en peligro tras declaraciones controversiales de la protagonista

La actriz Liu Yifei, quien sería protagonista de la nueva versión de Mulán, mostró en la red social china, Weibo, su apoyo a la policía de Hong Kong ante las protestas de la ciudad. Su declaración ha sido fuertemente criticada por la comunidad internacional a partir de lo cual surgió #BoycottMulan.

Liu Yifei escribió: “Yo también apoyo a la policía de Hong Kong. Ahora pueden golpearme“. Posteriormente, comentó en inglés, “qué vergüenza para Hong Kong“.

La declaración le costó críticas internacionales, especialmente en Twitter, red que está prohibida en China. Ya que Weibo es víctima de censura por parte del gobierno, la mayoría de respuestas que recibió Liu Yifei fueron positivas en esa plataforma. Tanto grupos de derechos humanos como la ONU han acusado a la policía de Hong Kong por utilizar fuerza excesiva. (Vía: BBC)

Usuarios criticaron que la actriz fuera a representar a un personaje que lucha por la autonomía china, mientras que Liu defiende la brutalidad policiaca. Otros pidieron que la nueva Mulán fuera la mujer que fue herida en el ojo durante las protestas. La voluntaria paramédica que fue herida con las balas de salva, posiblemente perderá la vista en el ojo derecho. Cientos de manifestantes ahora protestan con un parche en el ojo derecho y gritando “ojo por ojo”. (Vía: The Guardian)

Manifestante con el ojo cubierto como homenaje a la mujer que perdió la vista en el ojo derecho. (Imagen: The Guardian)

Los comentarios de Liu surgieron como respuesta a la agresión que sufrió un periodista de Global Times cuando los manifestantes lo confundieron con un periodista encubierto. Esto se debe a que los policías se habían disfrazado de civiles desde el 11 de agosto para fichar a los manifestantes e intentar detener las protestas desde dentro. Disfrazados de civiles, los policías también gozan mayor libertad para responder violentamente a las protestas. (Vía: The Guardian)

Además del periodista, un estudiante también fue detenido por los manifestantes al confundirlo con un policía encubierto. Debido a la cantidad de manifestantes, los paramédicos tardaron horas en atenderlo después del ataque.

Estos enfrentamientos sucedieron en el quinto día de toma del aeropuerto de Hong Kong, uno de los principales aeropuertos asiáticos. El lunes 12 de agosto se tuvieron que cancelar todos los vuelos después de las cuatro de la tarde, pues la afluencia de manifestantes era tal que los viajeros no podían atravesar el aeropuerto para llegar a documentación o pasar por seguridad.

El aeropuerto de Hong Kong tomado por manifestantes. (Imagen: South China Morning Post)

Cerca de 300 vuelos fueron cancelados por la toma del aeropuerto, los manifestantes tomaron las dos terminales, así como las entradas a la localización. En los primeros días de ocupación, los manifestantes entregaban folletos a los turistas en los que pedían perdón por las molestias y explicaban el motivo de su protesta. (Vía: South China Morning Post)

Por su parte, el famoso actor Jackie Chan, nacido en Hong Kong también ha recibido críticas de los protestantes, ya que salió a dar una declaración con tintes nacionalistas. En una entrevista, Chan dijo “Hong Kong y China son mi lugar de nacimiento, mi hogar. China es mi país, amo mi país, amo mi hogar“. Protestantes consideran que ha traicionado a Hong Kong. (Vía: NY Post)

En la onceava semana de protesta, los enfrentamientos entre civiles y policías de Hong Kong han ido en aumento. Se estima que un tercio de la población de Hong Kong se haya unido a las manifestaciones, lo que la convierte en una de las mayores protestas civiles a nivel mundial.

Lo que empezó como protestas por la ley de extradición a China, se ha convertido en una protesta por la autonomía de Hong Kong y el futuro de la ciudad.