Boko Haram secuestró 105 niñas en Nigeria hace una semana y siguen sin aparecer

En Nigeria, el grupo terrorista Boko Haram capturó el 19 de febrero 105 niñas en el poblado Dapchi, en el estado Yobe, al norte del país africano. El presidente nigeriano, Muhammadu Buhari, ha declarado el rapto una “emergencia nacional”.

Salón vacío tras secuestro de Boko Haram

Boko Haram es una organización terrorista fundada en 2001; su nombre, compuesto por partículas Hausa (lengua nativa de Nigeria) y árabe, podría traducirse (más o menos) como “el pensamiento occidental está prohibido por el Islam”. Desde el 2009 ha lanzado una guerra abierta contra el gobierno nigeriano, con sede en Lagos. Sin embargo, los costos de este enfrentamiento los ha pagado la población pobre y musulmana en los estados del norte de Nigeria, adentrados en el jungla africana.

En 2014, la organización se volvió ‘famosa’ luego de que raptaran 276 niñas y adolescentes en el pueblo de Chibok, también en el norte nigeriano. Esto desató una campaña internacional que se tradujo, más que en solucionar la crisis, en una confrontación mucho más violenta entre el ejército nigeriano (y sus grupos paramilitares) y Boko Haram. (Vía: Vox)

El lunes pasado, 18 de febrero, miembros de Boko Haram atacaron un internado para mujeres en Dapchi. En medio de la confusión, padres y autoridades denunciaron que faltaban, en un primer conteo, entre 50 y 100 niñas.

Tuvo que pasar un día completo para que se pudiera hacer el conteo oficial: 105 niñas fueron raptadas de su escuela por el grupo terrorista. Esto, inevitablemente, trajo a la memoria de los nigerianos las 276 niñas de Chibok. (Vía: The Guardian)

El ataque de Boko Haram se dio en medio de una ola de publicaciones en redes sociales (sí, los grupos terroristas también tienen Twitter, Facebook y Youtube) en la que anunciaron una lista de objetivos: desde medios y televisoras hasta ONGs que trabajan en las zonas más pobres de Nigeria.

Medios nigerianos, como el Premium Times de Lagos, publicaron los comunicados completos de la organización terrorista, en los que señalan que nadie más que Dios puede perdonar a ‘los pecadores’.

Mientras, el presidente ya informó que, además de la declaratoria de emergencia, desplegó más elementos del ejército y la fuerza aérea para dar con el paradero de las víctimas. Ha pasado una semana y, hasta el momento, no hay más noticias de las niñas.