¿Quieres recibir notificaciones de nuestro sitio web?

Ante tiroteos, Walmart EEUU deja de anunciar videojuegos violentos

En Estados Unidos, Walmart dejará de anunciar videojuegos violentos, pero seguirá vendiendo armas
Anuncio de 2017 en una tienda de Walmart. Walmart retira anuncios de videojuegos pero sigue vendiendo armas.

Ante el tiroteo ocurrido el 3 de agosto en una de sus sucursales de El Paso, Walmart decidió tomar acciones para disminuir la violencia del país. No, no dejarán de vender armas. Pero, en su intento por ser más pacíficos, dejarán de mostrar videojuegos violentos. Porque, claro, ese es el verdadero problema.

El memo interno de la compañía sostiene que se deberá remover todo anuncio violento, desconectar las consolas de Xbox y PlayStation que muestren videojuegos  o escenas violenta en la sección de electrónicos. Estos cambios son para que los clientes no confundan el sonido de los videojuegos con el de un tiroteo real.

Memo de Walmart para detener anuncios de videojuegos. (Imagen: Twitter)

Walmart también va a hacer cambios en la sección de armas: quitar los videos sobre caza. No regular, no investigar a los compradores, no dejar de vender armas. De hecho, hasta se seguirán vendiendo los videojuegos, sólo que no se mostrarán anuncios sobre ellos. (Vía: AP News)

Por su parte, el CEO de Walmart, Doug McMillon, escribió un mensaje para todos los asociados en el que asegura que todas las medidas son en el mejor interés de la compañía… no de los empleados:

“En muchas maneras, Walmart refleja lo mejor de América– lleno de gente de todo tipo de vida, que cuida a su familia mientras cumple con sus responsabilidades diarias, viviendo sus vidas y persiguiendo sus sueños”.

“Seremos inteligentes y deliberados en nuestras respuestas, y actuaremos en una manera que refleje los valores e ideales de la compañía“.

Después de la declaración, se removieron temporalmente los anuncios de videojuegos. Las restricciones que Walmart ha realizado ante la venta de armas se remontan a 2015, cuando prohibieron la venta de rifles de asalto. El año pasado, después de un tiroteo en Florida, también prohibieron la venta de armas a menores de edad. (Vía: CNN)

Esta misma semana un grupo de 40 trabajadores de Walmart organizó un plantón en California para exigir que la compañía dejara de vender armas. Sus exigencias no fueron atendidas. (Vía: The Hill)

La decisión de Walmart es respuesta directa a la acusación que hizo Donald Trump sobre los videojuegos. Según el presidente estadounidense, los videojuegos glorifican la violencia del país:

“Debemos evitar la glorificación de la violencia en nuestra sociedad. Esto incluye los horribles videojuegos que ahora son tan comunes“.

Sin embargo, el presidente se negó a aceptar la responsabilidad correspondiente a su discurso que glorifica la xenofobia y el racismo mientras posibilita el crecimiento del supremacismo blanco.

Ciudadanos estadounidenses sostienen que los cambios de Walmart son sólo una manera barata de intentar distraer a los consumidores e ignorar su responsabilidad en la violencia armada. Las armas que venden son responsables de la muerte de sus propios trabajadores, como sucedió en el tiroteo de Southaven en Mississippi, cuando murieron dos de ellos. (Vía: CNN)

Walmart es uno de los principales vendedores de armas en Estados Unidos. Si quisieran asumir su responsabilidad y actuar acorde a sus ideales, tendrían que dejar de venderlas, así de sencillo. Dejar de anunciar videojuegos violentos sólo funciona como distractor temporal para asegurar que sus clientes no se espanten con el sonido virtual.

La violencia en Estados Unidos existe, y no se eliminará al quitar los anuncios violentos, pero tal vez disminuya si se restringe la venta de armas.

Meme sobre decisión de Walmart de quitar anuncios de videojuegos. (Imagen: Twitter)