De diputado atrincherado a presunto culpable: Tarín García acusado de peculado

Aquí Tarín García tirando rostro en el juzgado.

En este país donde la impunidad tiene más garantías individuales que la víctima común, es de subrayarse cuando un presunto criminal de cuello blanco es presentado ante un juez, máxime si éste había utilizado la ley para su beneficio. Eso ocurrió ayer con Antonio Enrique Tarín, quien fuera funcionario del gobierno de César Duarte y ahora está acusado de peculado. (Vía: El Universal)

En esta nueva ocasión a quien fuera diputado suplemento y se amparó para no ser detenido, se le acusa del desvío de 120 millones de pesos, en los que se uso de fachada la contratación de curso de capacitación con la empresa Kepler. Ante la fiscalía, se dijo que el ex socio y asesor de César Duarte había autorizado primero dos pagos por 40 millones de pesos, más tarde uno por 30 millones y, finalmente, un último pago por 10 millones de pesos.

Según un comunicado de las autoridades, Tarín García fue capturado el domingo en la Ciudad de México a las 11:00 horas en avenida de los Insurgentes y Circuito Interior, en la colonia San José Insurgentes, cuando salía a desayunar. El hecho de su detención fue más que celebrado en redes sociales; es de recordarse que Tarín había utilizado a la cámara de diputados para protegerse en el fuero que otorga ser diputado suplente.

Al ser suplente del fallecido diputado Carlos Hermosillo Arteaga podía, triquiñuela de por medio, aspirar a la protección legal del cargo legislativo. Para poder hacer su juramento como diputado y hacerse de fuero inmediato tuvo que entrar a escondidas y atrincherarse en la cámara ante la protección de diputados del PRI. (Vía: Aristegui Noticias)

Al final, el aspirante a diputado tuvo que conformarse con un amparo, pues la cordura reino brevemente en San Lázaro y no se le tomó protesta como diputado. Pero mientras se deslindas responsabilidades y se vuelven a encontrar la defensa y el juez, Tarín García estará un largo rato en el cereso.