Quien delató a Lozoya por Odebrecht es sancionado por SFP

Luis Alberto de Meneses Weyll es el director de Odebrecht en México. Él fue quien delató al ex director de Pemex Emilio Lozoya Austin de haber recibido un soborno por 10 millones de dólares en 2012. Ahora, De Meneses fue sancionado e inhabilitado por la Secretaría de la Función Pública, informó Reforma.

La dependencia a cargo de Arely Gómez González aplicó las mismas medidas contra la Constructora Norberto Odebrecht y el director de finanzas de la misma, Gleiber José de Faria.

De Meneses hizo público ante las autoridades brasileñas que el entonces coordinador internacional de campaña de Enrique Peña Nieto y ex titular de Pemex recibió ese dinero.

De acuerdo al Reforma, la Secretaría de la Función Pública tomó la decisión luego de simulaciones e incumplimientos en un contrato de construcción por mil 811 millones de pesos cedido por Construcción Internacional de México. Este fue adjudicado el 12 de noviembre de 2015 para accesos y obras externas en la refinería Miguel Hidalgo, en Tula, Hidalgo.

La cesionaria recibió las obligaciones y, según la dependencia, hubo simulación del cumplimiento. Esa irregularidad es de lo que imputan a De Meneses y De Faria. La Constructora Norberto Odebrecht evadió como cedente el cumplimiento de los requisitos establecidos en el contrato respectivo.

El contrato DCPA-OPGCP-DGTRI-A-3-15 fue adjudicado a menos de 90 días de que Lozoya se saliera de la dirección general de Pemex.

La inhabilitación será por dos años y tres meses y se trata de la primera que se da contra una empresa y sus directivos. Además Odebrecht pagará multas por 543.5 millones de pesos, como también lo hará Construcción Internacional de México, relacionada a las irregularidades.

Estos castigos, señala el diario, no son parte de la investigación penal que tiene la PGR contra la constructora, de los cuales no se ha dado resultados.

Esta no es la primera inhabilitación contra Odebrecht. En diciembre y febrero, la constructora brasileña recibió dos inhabilitaciones por un convenio de 2014 para el mismo proyecto en Tula. En esa ocasión firmó por mil 465 millones de pesos. Fueron por cobros extraordinarios que en realidad estaban previstos en el contrato y por no respetar los costos pactados con la paraestatal, provocando daños por 119 millones de pesos.

Ante la publicación del periódico, la SFP publicó un comunicado en el cual señaló que en su investigación no se constan las declaraciones de Luis Alberto de Meneses Weyll rendidas ante las autoridades brasileñas, donde delató a Lozoya.

“Las sanciones impuestas por esta autoridad son estrictamente en el ámbito administrativo y son autónomas a las investigaciones que se realicen por probables conductas delictivas”, dice el comunicado.

La dependencia insistió que la sanción contra De Meses fue por simulaciones e incumplimientos contractuales, no por delatar a Lozoya.