Estudiantes de UACM fueron torturados antes de ser asesinados

Los jóvenes fueron hallados un día después de su desaparición con más de 70 puñaladas en el cuerpo
(Imagen: Plumas Atómicas)

Levi Gamaliel Rincón Franco, de 22 años, y su hermano Caleb Eliut Rincón Franco, de 28 años, fueron reportados como desaparecidos el pasado 4 de diciembre. Al día siguiente, los encontraron sin vida. Las autoridades informaron hoy que los responsables de su homicidio los torturaron hasta que murieron.

Levi y Caleb, ambos estudiantes de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM), fueron hallados en la colonia San Jerónimo, alcaldía Xochimilco. Los asesinaron con más de 70 puñaladas en el cráneo, tórax y espalda.

De acuerdo con El Universal, fuentes oficiales informaron sobre la tortura de los dos jóvenes. Estos habrían ocurrido dentro de una casa rentada en Airbnb por una pareja que pasaría ahí la noche con otras cuatro personas. El periódico señala que una mujer identificada como Arisha habría hecho la reservación.

Dado el tipo de heridas ⨪con armas punzocortantes⨪ se presume que ambos fueron atados. Uno de los agresores incluso habría tratado de asfixiar a uno de los hermanos. Uno de ellos perdió dientes también y el otro tenía la nariz fracturada.

La Fiscalía General de Justicia (FGJ) de la Ciudad de México aseguró que se consiguieron avances en días recientes en la investigación de los hechos. La Policía de Investigación (PDI) consiguió videos del inmueble donde fueron cometidos los asesinatos y “analiza la información obtenida para establecer quiénes posiblemente cometieron el delito”.

Además, ahora se cuenta con una testigo que “ha aportado datos de relevancia a la investigación”.

El caso de los hermanos de la UACM

Según la carpeta de investigación CI-FIEDH/2/UI-1 C/D/00331/12-2020, citada por El Universal, familiares de las víctimas narraron que los jóvenes conocieron en la UACM a una persona que les ofreció trabajo. Sin embargo, siempre les cancelaba las citas de contratación.

El 3 de diciembre finalmente se pudo acordar una reunión. Uno de los jóvenes recibió un mensaje pidiéndole reunirse al día siguiente en el Parque Naciones Unidas, en Coyoacán.

A las 15:00 horas del 4 de diciembre, los jóvenes enviaron la ubicación de la cita a sus padres. Después, recibieron otro mensaje en el que les indicaban que iban con rumbo a la alcaldía Xochimilco. Tras ese último mensaje, no tuvieron más contacto con ellos.

Publicidad