Conoce el inexplicable enriquecimiento exprés de Ricardo Anaya

Una investigación de El Universal en el Registro Público de la Propiedad y del Comercio del estado de Querétaro reveló que Ricardo Anaya, dirigente nacional del Partido Acción Nacional (PAN) y su familia política incrementaron su patrimonio mil 304% en los últimos 14 años, que coinciden con el ascenso en el PAN de Anaya.

Ricardo Anaya, su esposa, Carolina Martínez Franco, sus suegros, Donino Ángel Martínez Diez y Maribel Natalia Franco, y sus cuñados, José Ángel y Natalia Martínez Franco forman parte de varios conglomerados que, en conjunto, poseen 17 empresas y 33 inmuebles con un valor de 308 millones de pesos.

Proyectos inmobiliarios de lujo en Querétaro (todo, siempre, ocurre en Querétaro con Anaya) con prestanombres como dueños, sociedades empresariales sin oficinas reales ni propiedades a su nombre… Si bien no se puede comprobar, hasta el momento, enriquecimiento ilícito (y ninguna autoridad ha declarado que se esté investigando al panista), sí levanta muchas preguntas, en un momento crucial para las aspiraciones presidenciales de Anaya. (Vía: El Universal)

No es la primera vez…

Desde que Anaya fuera secretario particular del entonces gobernador de Querétaro, el panista Francisco Garrido Patrón, del 2003 al 2009, hasta hoy, el patrimonio del presidente nacional del PAN ha sido objeto de sospechas: en 2015, el semanario Proceso le dedicó un número completo a su carrera y las acusaciones que fue acumulando a lo largo de ella.

Y es que un partido que no se distingue por ser dirigido por jóvenes sorprende que tenga a uno al mando.

Mientras trabajó para Garrido Patrón, dirigió el “Programa de Acción Comunitaria”, un programa de asistencia social que entregaba dinero a comunidades marginadas para mejoramiento de viviendas y barrios. Según varios panistas locales, registraba entonces Proceso, Anaya salió de Querétaro para escapar de un periodicazo que, hoy, lo está alcanzando. (Vía: Proceso)

Anaya responde

En su nota original, El Universal señaló que ni su vocero ni el presidente nacional del PAN respondieron las solicitudes de entrevista que el diario les había pedido. Horas después, cuando Anaya convocó a una conferencia de prensa, denunció una “llamada de amenaza”, y declaró que esa nota forma parte de una campaña de difamación en contra del trabajo que Acción Nacional está haciendo contra el “pase directo” del actual Procurador General, Raúl Cervantes, a Fiscal General. (Vía: Sin Embargo)

En diversas entrevistas, insistió en que “no hay coincidencias en la política”, y las llamadas de amenaza llegaron una hora después de que su partido marcara su postura contra el nombramiento de Cervantes.

Sin decirlo directamente, señaló a El Universal de una campaña en su contra, aunque nunca negó las acusaciones ni desmintió nada de lo mencionado por el diario (como sí lo había hecho cuando la investigación de Proceso)

Dijo, eso sí, que si tiene el nivel de vida que tiene no es tanto por su labor partidista, sino porque su familia política “ya tenía dinero desde antes” y porque gracias a “unos cuantos locales” puede costear los gastos que se han señalado que hace. (Vía: La Jornada)

La plana mayor del panismo ya salió en defensa del presidente nacional: desde Margarita Zavala hasta el líder queretano de Acción Nacional ya están tuiteando, declarando y jurando que están 100% detrás de Anaya, no importando cuánto lo odien… ¿seguirán así cuando la PGR abra una investigación?

ANUNCIO