FALSO: La verdad detrás de ‘Ecatepec, pueblo mágico’

El municipio develó un letrero que asemeja a los de los 'Pueblos Mágicos', pero fue sin recibir el nombramiento

No: Ecatepec no es un pueblo mágico pero sí develaron unas letras “monumentales”. Las autoridades municipales pensaron que era una buena idea para promocionar el turismo a la entidad, pero no se tramitó nunca el nombramiento oficial de “pueblo mágico”. 

Las letras que ves prácticamente ya en cada pueblo no las mandas a hacer las municipalidades, sino la Secretaría de Turismo, luego de que esa comunidad “aprobó” los lineamientos generales de un programa de Sectur.

Claro, a menos que seas el municipio de Ecatepec de Morelos, Estado de México.

El pasado 20 de mayo, así nada más porque sí, el presidente municipal, Fernando Vilchis, dirigió una ceremonia en la que develaron estas letras “monumentales” en la plaza central del municipio.

Sin solicitar su acceso al Programa de Pueblos Mágicos, sin acudir primero a la Sectur, así, porque se verían bonitas, el presidente municipal del primer lugar en feminicidios del país decidió convertir a Ecatepec en algo así como un pueblo mágico pirata. (Vía: Forbes)

Los “Pueblos Mágicos” son una iniciativa de la Secretaría de Turismo que pretendía impulsar el (valga la redundancia) el turismo nacional a pequeñas poblaciones “tradicionales” por todo el país.

Pueblos famosos por sus calles pintorescas o sus actividades “artesanales”, pero también playas chiquitas, iglesias hermosas pero algo abandonadas o centros gastronómicos y culturales fueron recibiendo con los años la categoría de “Pueblo Mágico” que garantizaba una partida presupuestal especial si seguían, claro, ciertas normas. (Vía: Secretaría de Turismo)

Si bien la categoría de “Pueblo Mágico” no se da por la seguridad del municipio o por su fama en el imaginario público, era de sorprender que Ecatepec hubiera sido nombrado como tal.

Y no, sólo fue un capricho y una puntada (o un programa muy bien diseñado que comienza con las letras y acaba no sabemos dónde). Obviamente, los comentarios irónicos y memes no se hicieron esperar.

¿Que un municipio golpeado por la violencia, la delincuencia y la marginación tiene derecho a fomentar el turismo a la región? Sí, tiene todo el derecho a hacerlo… ¿que ésta haya sido la mejor estrategia?… Bueno, eso ya es otra historia.