Hoy como todos los días, entré a Twitter para ver de qué trataría el mame de hoy. Oh, sorpresa, di…

Al menos tres razones por las que cerró Buzzfeed News México

Al menos tres razones por las que cerró Buzzfeed News México

Hoy como todos los días, entré a Twitter para ver de qué trataría el mame de hoy. Oh, sorpresa, di con la noticia de que Buzzfeed News México había cerrado. Eso va de la mano con la cadena de despidos en oficina de Buzzfeed que han estado sucediendo por todo el mundo. Hace un par de días, el máximo patrón, Jonah Peretti dio el anuncio que iban a “dejar ir” a una porción de sus empleados. A Buzzfeed España lo cerraron completamente, del Buzzfeed estadounidense y la oficina inglesa corrieron a pequeñas secciones, a Buzzfeed México le quitaron sólo un brazo: el noticioso. La empresa prefirió quedarse con una opción alta en quizzes, princesas y elotes.

Mucha gente en Twitter está corriendo a decir que se trata de una crisis en los medios, que todo es culpa de Facebook y Google, algunos especularon que fue culpa de AMLO  o que de plano se les acabó el chayote (¿cuál? yo pocos sitios vi con menos o nula pauta oficial). Me preocupa el cierre de Buzzfeed News México. Después de todo, escribo esto en la plataforma de un medio de comunicación: Plumas Atómicas. Y es que a partir de diciembre hemos visto despidos en medios tanto nacionales como internacionales y, mes con mes, veo que gente talentosa de mi edad está en la eterna peregrinación por una chamba decente. Creo que el caso de Buzzfeed News no es aislado. De hecho, hay algunas discusiones interesantes que pienso que podríamos tener al respecto de este tema:

  • La primera: ¿las noticias no dejan?
  • La segunda: ¿qué pasa con el modelo de negocios de los medios digitales que hemos visto fracasar una y otra vez?
  • Y la última, también importante: ¿vamos a extrañar algo de Buzzfeed News México?

Así que… ¿las noticias no dejan?

Yo veo que detrás de los medios más grandes del país también están las fortunas familiares más y mejor consolidadas. Y ya sé, me van a decir que la mafia del poder está detrás de estas cuentas bancarias millonarias pero oigan, también hay otra cosa, estos señores tienen muchos negocios (y cuentas en PanamAHVERDAD) así que si el negocio sale mal con su medio de comunicación, tienen chance de compensar con otros giros… claro, en el caso hipotético de que hubiera otras razones más nobles para sostenerlo. Ahora, nosotros nos enteramos de las crisis en los negocios porque despiden a sus empleados. Los grandes empresarios no le pierden, la verdad. Y detrás de esa cara de chavorruco amigo de los millennials de Jonah Peretti hay un señor al que le encanta su dinero y que no se tocó el corazón para despedir a cientos de empleados a cambio de no hacer enojar a sus inversionistas.

Y ahora la segunda pregunta, ¿quihúbole con el modelo de negocios de los medios digitales?

Ái les va una historia. Cuando los medios tradicionales le entraron al esquema digital cambiaron la forma en la que hacían dinero. En vez de vender anuncios para la tele o en el periódico, tuvieron que entrarle a la cruzada digital que en los últimos años ha sido recibir dinero de Facebook o de Google, o bien, de contenido pagado, del que hablaré más abajo. Los medios que no reinventan sus estrategias de negocios se mueren muy rápido.

Como decía, en Internet hay de dos sopas: la venta programática (ads y banners) y el contenido pagado. Bueno, también está el modo de suscripción pero sólo a unos pocos les sale bien. Buzzfeed básicamente inventó este modelo de negocios de contenido pagado. Échense un clavado a google.com y van a ver la cantidad de textos de revistas de marketing en donde explican el éxito rotundo detrás del modelo del que son los reyes. Por los textos y análisis que han salido en los medios, todo indicaría que lo que pasó es que a alguien le salieron muy mal las cuentas.

https://twitter.com/umangkalra__/status/1090409782845100032

Con su sección de noticias, Buzzfeed ganó prestigio. Arrancaron con Rafael Cabrera, quien estuvo detrás de las investigaciones de la Casa Blanca de EPN, ái nomás. En el momento en que salió Buzzfeed News muchos medios les clavamos el ojo. Pensamos que iba a ser una competencia fuertísima y que tendríamos que medirnos con ellos como nos medimos con otros medios jóvenes digitales prósperos. Pero pasaba el tiempo y ese medio sólo no crecía. No sé si cerraron BuzzFeed News porque nadie los leía pero es algo que no podemos dejar de notar. Puedo decir con certeza, sin embargo, que algo falló en la estrategia hacia el público.

Tal vez estoy haciendo trampa al escribir este texto. He trabajado en Plumas Atómicas y en Buzzfeed. En Plumas, fue una relación larga y de ensueño; en Buzzfeed, breve y medio tormentosa, la verdad. Sólo estuve tres meses, pero pude irme tranquilamente y en son de paz. De hecho, a mí me corrieron antes de que arrancara Buzzfeed News, así que la tragedia me salpicó poco.

Había cosas en Buzzfeed que me dejaron completamente asombrada y me parecían admirables. ¡Teníamos prestaciones! ¿Ustedes saben la condena que es estar en un medio? Básicamente es decirle adiós a los puentes y tener que decidir todos los años entre trabajar en Navidad y Año Nuevo. Eso no pasaba ahí.

Oh My God Omg GIF by Dyo - Find & Share on GIPHY

¿Vamos a extrañar algo de Buzzfeed News México?

De Buzzfeed News vamos a extrañar reportajes de calidad, un equipo de reporteros que podrían ser la envidia de cualquiera y, sobre todo, prensa libre. No puedo asegurar que esa falta de pautas oficiales haya sido la condena del medio, pero sin duda ahí estuvo su virtud.

Todos pudimos ver cómo se intentó un modelo que funcionaba en Estados Unidos, se adaptó para México y falló tremendamente. Esto último tal vez sea la lección más importante: no hay garantía de que esos modelos se pueden replicar y tener éxito. Por último, espero que liquiden de la manera más responsable a los reporteros de Buzzfeed News.

Ya tenemos muchas ganas de leerlos de nuevo.

Por Ximena Rojo