Tamara de Anda denuncia acoso…¿y la acosan?

Twitter

Por la tarde de ayer, la bloguera mexicana Tamara de Anda fue acosada por un taxista en la calle. Acaso el hecho no hubiera pasado de una triste y amarga anécdota más que sucede en la Ciudad de México de no ser porque la periodista decidió denunciar y la policía le dio la razón. (Vía: El Universal)

 

El taxista denunciado por acoso verbal se rehusó en el Ministerio Público a pagar la multa por la falta administrativa que cometió y, por lo mismo, tuvo que pasar la noche en el Torito. Paralelamente, en una serie de tuits y en una transmisión por Periscope, la tuiteara denunció al taxista.

Como ella misma contó a Más por Más, el taxista que le gritó “guapa”, y que al principio retó a la conductora a ser acusado, no daba crédito cuando los oficiales le dieron la razón a de Anda y decidieron remitir al Ministerio Público de Buenavista al conductor de Easy Taxi.

 

Sin embargo, esta historia donde la policía de la CDMX actuó de forma ejemplar, acorde a sus obligaciones, destaca porque la tuitera el día de hoy se ha visto acosada en redes sociales: denunció acoso y la acosaron. (Vía: El Universal)

 

En algunos tuits y comentarios la tildan de “exagerada”. En otros no menos exasperantes la tratan con el clásico de clásicos “fea”. A muchos troles de nuestras redes les impacta que Tamara de Anda tenga la razón: en la Ciudad de México el acoso verbal es una falta administrativa a la cual le corresponde una multa.

 

La amplia y triste galería de comentarios soeces e insultos que ha suscitado la historia de Tamara de Anda deja claro que aún hay mucho que hacer por la cultura cívica y en contra del acoso en la Ciudad de México.