SCJN aprueba constitucionalidad de ‘Ley Atenco’

Hace casi un año, la Ley que Regula el Uso de la Fuerza Pública (mejor conocida como “Ley Atenco“) fue sujeta a un juicio de anticonstitucionalidad ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) por parte de tres organismos: la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (CDHEM) y, contra toda lógica, la bancada priísta en el congreso local.

La SCJN ha invalidado cuatro artículos que, según su interpretación, conflictuaban con la Constitución mexicana, anuló un artículo donde se permitía que el uso de la fuerza fuera la primer opción (legal) frente a una manifestación. Fuera de eso, la SCJN validó la constitucionalidad de la Ley Atenco. (Vía: Aristegui Noticias)

El año pasado, el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila anunció que le pidió a la bancada de su partido en el congreso local que promoviera un juicio de inconstitucionalidad alrededor de la “Ley Atenco”. Junto con la “ley bala” -su hermana legislativa promovida por el gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle-, estas legislaciones se sumaban a una ola de medidas represivas que buscaban “permitir” el uso de la fuerza pública frente a protestas sociales. Frente al rechazo social, crítico y mediático que tuvo su iniciativa, probablemente el gobernador del Edomex esperaba que la decisión de la SCJN le diera la razón:

“He solicitado a los señores diputados esta acción, que sometan o presenten esta acción de inconstitucionalidad no porque considere que esta ley viola la Constitución, de ninguna manera, sino porque es la única vía; la Constitución no contempla otra vía más que pedirle a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, revise la ley y ver si esta ley es respetuosa de los derechos humanos y si los argumentos que hemos vertido son como lo he afirmado, correctos. El respeto a los derechos humanos es el eje rector de mi gobierno” (Vía: Gobierno del Estado de México)

Los juicios lanzados por la CNDH y la CDHEM fueron respondidos por la corte: los congresos locales no pueden  legislar sobre cuestiones federales, como la tortura y el procesamiento penal de adolescentes (como estaba previsto en la “Ley Atenco”). En el juicio promovido por los diputados priístas mexiquenses, la SCJN rechazó su moción, pues, al ser mayoría, tienen los suficientes votos para modificar, vetar o derogar la legislación. (Vía: Animal Político)

Los magistrados no tocaron los artículos que cargan la decisión de cuándo ejercer violencia contra los manifestantes en la misma policía, ni la falta de medidas claras contra el abuso de poder o el vacío legal que permitiría que autoridades civiles fueran juzgadas si por sus decisiones se violan derechos humanos.

ANUNCIO