Iniciativa Privada pide a candidatos, por favor, ponerse serios y debatir

La Iniciativa Privada mexicana expresó que no tiene un candidato ni un partido, pero lo que sí tiene es ganas de que los candidatos dejen de jugar. Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), expresó que las preocupaciones de este organismo y sus integrantes son claras y no partidistas.

En la 35 Asamblea Anual Ordinaria, se trataron temas específicos para el 2018, que tendrá como punto de inflexión el proceso electoral que cambiará la administración política de nuestro país. A este respecto los empresarios mexicanos están preocupados, básicamente, porque no hay una plataforma real para abordar sus preocupaciones y nomás se la pasan enojándose entre ellos.

Ya basta de agravios, de respuestas fáciles y superficiales que sólo apelan al encono social y la división”. (Vía: El Universal)

Castañón habló a nombre de la CCE para urgir que los discursos de las campañas electorales giren en torno a propuestas que abonen a la discusión y representen las pretensiones concretas de cada partido y sus candidatos. Entendemos totalmente su punto, y es que hasta ahora solo hemos tenido debates y discusiones estériles de persecuciones del CISEN, encuestas presuntamente amañadas y plagios/no plagios descarados.

Se presentó también una agenda que incluye 300 propuestas para políticas públicas, 10 “grandes acciones” y 12 metas alcanzables y estamos impresionados que en una simple agenda se presentaran más iniciativas que durante todas las precampañas y el periodo intercampañas. (Vía: Aristegui Noticias)

Recuperando su declaración de que la CCE no tiene partido ni candidato, es prudente, pertinente y necesario el llamado que hicieron a todos los candidatos. Es cierto que el proceso electoral (al menos los que conocemos) se basan en llamar al voto, simple y llanamente, pero también es necesario que exista una verdadera agenda y propuesta desde ellos, no solo en el papel, sino también en sus discursos.

La política mexicana es un culto a la personalidad impresionante, pero esto no significa que tenga que ser así toda la vida. Por otro lado, la iniciativa privada es una gran y fundamental parte de la vida nacional, pues a través de ellos se incentiva la economía y se crean empleos para que, sencillamente, esto que se llama México funcione como a todos nos gustaría.

Las empresas son un sector completamente importante y que desde ese papel que ostentan le requieran y exijan a los partidos políticos participantes del proceso que se dejen de juegos es un buen comienzo para que tengamos más información y menos “Movimiento Naranja”.