9 muertos por atropellamiento en Toronto

Esta tarde Toronto, la mayor ciudad de Canadá, fue escenario de una tragedia con tufos de atentado: una camioneta se subió a la acera cometió un atropellamiento masivo, dejando un saldo de 9 muertos y 16 heridos, sin que hasta el momento se sepan los motivos del sospechoso detenido.

Toronto es una ciudad de 2.6 millones de habitantes, abierta y cosmopolita y todo un símbolo de la apertura y el desarrollo de Canadá. Esta misma semana, le tocó ser sede de una cumbre de Asuntos Exteriores del G7, conformado por Alemania, la anfitriona Canadá, Estados Unidos, Francia, el Reino Unido, Japón e Italia.

Sin embargo, este aire de tranquilidad se vio manchado en las primeras horas de la tarde cuando en un cruce de la avenida Finch, en una de las zonas más concurridas de la ciudad.

Una camioneta de la compañía de alquiler Ryder, se trepó a la banqueta y se llevó a los transeúntes que se encontró a su paso. Desde los primeros reportes se supo que el atropellamiento habría podido causar hasta una decena de muertes; en las siguientes horas se confirmaría que fallecieron 9 personas en el atropellamiento. (Vía: El País)

El conductor de la furgoneta no pudo darse a la fuga y terminó rodeado por policías. En los videos subidos a redes sociales se aprecia cómo uno de estos policías de forma impactante y valiente se enfrentó solo al conductor. (Vía: Milenio)

Logró detenerlo sin lanzar un disparo. El conductor, que ya se sabía acorralado, empezó a apuntarlo con un objeto que resultó ser un arma falsa.

El oficial de policía no sabía que esta pistola no era real, y aun así se fue acercando al conductor hasta que este desistió, tiró el arma falsa y finalmente fue detenido en una exitosa acción que no requirió un solo disparo por parte de las fuerzas del orden.

Hasta el momento se desconocen los motivos del sospechoso. Sin embargo, el fantasma del terrorismo asoló de forma insospechada a Toronto, pues este atropellamiento guarda muchas similitudes con los ataques terroristas que ha sufrido Europa en fechas recientes.

Aun así, la policía de Toronto y el gobierno de Canadá han sido sumamente cautelosos a la hora de calificar el incidente y han rechazado etiquetarlo hasta el momento como un atentado terrorista, al menos hasta que se sepa exitosamente cuáles eran las intenciones del conductor que hoy cobró la vida de 9 personas.