Grabación telefónica es la prueba de la DEA contra Salvador Cienfuegos

De acuerdo con el reporte, el exsecretario de defensa proporcionaba información confidencial a narcotraficantes
(Imagen: Cuartoscuro)

El jueves 15 de octubre fue detenido el exsecretario de la Defensa Nacional (Sedena), el general Salvado Cienfuegos, en el aeropuerto de Los Ángeles.  Ha trascendido que la Administración Federal Antidrogas (DEA, por sus siglas en inglés) tiene en su poder una grabación telefónica que sostuvo el implicado con líderes del narcotráfico.

De acuerdo con Proceso, esta es la prueba central de la DEA en su caso contra Salvador Cienfuego. El gobierno de Estados Unidos lo acusa de narcotráfico y lavado de dinero.

Funcionaros del Departamento de Justicia de Estados Unidos dijeron a Proceso que sí existió la “Operación Padrino”, una investigación por narcotráfico en contra de Cienfuegos.

“Contamos con una grabación interceptada que implica directamente al general (mexicano) con el tráfico de drogas,” dice Proceso que aseguraron los fiscales federales estadounidenses.

La investigación de la DEA a Salvador Cienfuegos y sus nexos con el narcotráfico datan desde hace 10 años, desde que estaba asignado a Guerrero y siguió cuando fue el secretario de Defensa durante el sexenio de Enrique Peña Nieto.

En las pesquisas, de acuerdo con la publicación del semanario, está el exfiscal de Nayarit, Édgar Vieytia, detenido en Estados Unidos por nexos con el cártel de los Beltrán Leyva.

Con información de Proceso