El narco gana cada vez más terreno en la web: UNODC

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) presentó su Informe Mundial de las Drogas 2017, en el cual, muestra entre otras cosas, un aumento de operaciones y transacciones vía “dark web” relacionadas al tráfico de drogas. Lo que observan no solo es que los cárteles de la droga en el mundo han ganado terreno en la web, sino que la mayoría de las operaciones que se llevan a cabo vía internet ilegal están relacionadas al tráfico de drogas.

Una investigación publicada por el diario británico The Economist nos da una idea del volumen de recursos y mercancías asociados al narcotráfico que circulan en la “dark web”. Ahí se muestra que de diciembre de 2013 a julio de 2015 se llevaron a cabo operaciones por 27 millones de dólares relacionadas al tráfico de drogas ilegales; la compra venta de drogas legales cuya venta necesita una receta se valuaron en 4.6 millones de dólares y, finalmente, las operaciones relacionadas a pornografía, servicios de hackeo, documentación falsa, dinero falso, etc. fueron por un total de 0.8 millones de dólares.

De esos 27 millones de dólares relacionados al tráfico de drogas ilegales por la “dark web”, el MDMA representa 7.7 millones de dólares, la marihuana 5.7 millones de dólares y la cocaína 5.2 millones de dólares.

Como podemos ver, la “dark web se ha vuelto un espacio en donde el tráfico de drogas ha ganado presencia, sobre todo porque facilita las operaciones en el sentido de que dificulta a las autoridades el rastreo de recursos y mercancías, así como de las identidades y ubicación de los vendedores y compradores.

Al repecto, el informe de la UNODC señala: “Su anonimato reduce el riesgo de arresto, tanto para distribuidores como para usuarios, y también elimina otras trampas asociadas con comprar drogas, como la posibilidad de ser víctima a otras formas de delincuencia en los barrios donde el tráfico de drogas es abundante”.

Según las proyecciones que arroja este informe,  se estima que en unos años los intercambios de drogas ilegales vía “dark web” representen unos 500 millones de dólares al año. Las criptomonedas se han vuelto un instrumento financiero que facilita este tipo de transacciones, ya que dificultan el rastreo de los participantes, así como el origen y el destino de los recursos; por tanto, el crecimiento de estos instrumentos se ha vuelto un incentivo para este tipo de operaciones.

En ese sentido, la UNODC recomienda que las estrategias de combate al tráfico de drogas ilegales cambien y tomen en cuenta este fenómeno que está empezando a transformar el mercado del narcotráfico. (Vía: Sin Embargo)