¿Cuál será el impacto económico por el sismo en Puebla, Morelos y CDMX?

Hasta el día de hoy no tenemos todavía disponibles los datos de tanto de los costos, como del impacto económico que tuvieron los sismos del pasado 7 de septiembre y del 19 de septiembre. Hay que recordar que esos datos tardan en ser calculados ya que toman en cuenta distintas variables, sin embargo, lo que sabemos es, por una parte, que el impacto económico será distinto en cada región y, por otra parte, que los desastres no afectarán fuertemente el desempeño macroeconómico del país.

No obstante, el hecho de que no hayan efectos macroeconómicos considerables no quiere decir que en particular no vayan a haber consecuencias fuertes para las zonas afectadas, finalmente estamos hablando de miles de personas que perdieron su patrimonio y, de comunidades enteras que se encuentran económicamente paralizadas por las afectaciones, en estos casos, la frialdad de la macroeconomía es poco importante en la cotidianidad. Es decir, pensando en forma realista realista, estamos hablando que las zonas más golpeadas tardarán años en recuperarse del desastre, aunque, finalmente hay que señalar que la tarea puede ser relativamente más sencilla en un entorno macroeconómico más estable.

Recordemos que el cálculo del impacto económico toma en cuenta, por un lado, las afectaciones en infraestructura pública y privada, ahí se valúan los daños materiales en particular. Por otro lado, se considera también, el impacto que tuvo el desastre en la capacidad productiva de las regiones afectadas por el desastre natural; en ese sentido, el impacto económico será más fuerte en las zonas en donde las actividades económicas estén más diversificadas, es decir, en las regiones más productivas.

Respecto a los daños en infraestructura, tenemos que en el caso de Oaxaca y Chiapas ya hay cifras mucho más claras, en el caso de CDMX, Puebla y Morelos solo hay datos aproximados. En el caso de los estados del sureste, el censo que realizaron autoridades federales y estatales reveló que en Chiapas y Oaxaca hay más de 85 mil viviendas afectadas por el sismo de 8.1 grados del pasado 7 de septiembre.

Solo en el estado de Chiapas, hay un total de 54 mil 986 viviendas afectadas, de las cuales 17 mil 963 son catalogadas como pérdida total, esto afectó a un total de 230 mil 941 damnificados, que son más de 50 familias. Además de eso se han reportado daños en mil 416 escuelas, 98 unidades médicas, 2017 caminos estatales, 69 puentes, 12 caminos federales y 186 comercios.

En el caso de Oaxaca, el censo de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano arrojó que hay un total de 31 mil 519 viviendas afectadas, también se dañaron 674 escuelas de las cuales 49 tienen daños graves y 300 palacios municipales, negocios y comercios tienen algún tipo de daño. (Vía: Animal Político)

En el caso de CDMX, Morelos y Puebla, aun no conocemos los daños materiales y de infraestructura con precisión; en CDMX se estima que hay más de 3 mil inmuebles dañados. En Puebla y Morelos la recopilación de información ha sido más lenta, pero se han reportado más de mil afectaciones en vivendas, negocios, infraestructura y templos.

Según estimaciones de instituciones financieras, ambos sismos tendrían un impacto de 0.35% del PIB nacional de este trimestre, ya que hay que considerar que CDMX, Morelos y Puebla representan juntos el 28.5% del PIB del país, mientras que Oaxaca y Chiapas representan menos del 10% del PIB nacional. En ese sentido, las estimaciones más conservadoras para el crecimiento del PIB bajaron de 2.2% a 2%. (Vía: Expansión)