Pensiones a fallecidos en Sedesol durante administraciones de Meade y Miranda: ASF

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) encontró presuntos desvíos de recursos en fondos de Sedesol y Sedatu, ambos durante la gestión de Rosario Robles. Ahora, la Auditoría reveló más irregularidades en programas de Sedesol durante la gestión del ahora candidato a la presidencia José Antonio Meade y Luis Miranda: pensiones pagadas a personas ya fallecidas o inexistentes y comedores comunitarios que nunca fueron abastecidos.

En 2016, la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) realizó el pago de pensiones a 16 mil 997 beneficiarios que ya habían fallecido. De acuerdo con la ASF, esto representó un daño al erario por 64 millones 152 mil pesos.

Luis Miranda Nava al frente de Sedesol

Fue durante las gestiones de los funcionarios priistas que la Auditoría encontró deficiencias en la operación de las Reglas de Operación del Programa de Pensión para Adultos Mayores, así como en las bases de datos de la Sedesol: beneficiarios del programa que aún no alcanzaban la edad estipulada, sin datos que especificaran el sexo o sin CURP ni RFC. El daño al erario que provocaron esas deficiencias fue de 3 mil 198 millones 216 mil 900 pesos.

La Sedesol también hizo pagos a 339 beneficiarios fallecidos del programa Empleo Temporal por un millón 218 mil pesos y a 284 del programa Empleo Temporal Inmediato, también fallecidos, por 520 mil pesos. (Vía: Aristegui Noticias)

En el caso de los comedores comunitarios, la ASF reveló que el 90% de los comedores comunitarios no fueron abastecidos correctamente. Tampoco se sabe si estaban destinados a personas en condición de pobreza extrema ni se verificaron los alimentos que se ofrecieron.

En su Informe de Cuenta Pública, la Auditoría Superior de la Federación reportó que durante las administraciones de Meade y Miranda el programa de Comedores Comunitarios “no constituyó una solución estructural a las causas de prevalencia de población con acceso insuficiente a alimentos variados y de calidad, y su diseño no trascendió un enfoque asistencialista“, advirtió.

Pese a las fallas en el programa, éste recibió varios aumentos en el presupuesto: en 2014 se le asignaron mil 628 millones de pesos y en 2016 aumentó a 23 mil 150 millones de pesos, lo que representa un crecimiento del 93%. (Vía: Animal Político)

ANUNCIO