Alzas de gasolina desencadenarán incrementos en transporte público e inflación

Tras el anuncio del incremento del precio de las gasolinas para el primer día del 2017, no han dejado de anunciarse posibles aumentos en toda la cadena de producción nacional: desde transportes hasta el costo de la canasta básica.

Además del “gasolinazo”, la devaluación del peso frente al dólar, advirtió ayer el presidente del Banco de México, Agustín Carstens, podría desencadenar una inflación mayor a la que, de por sí, había calculado el banco central. El reporte de la Junta de Gobierno de la institución, aclaró que, si bien este incremento se da por muchos factores, el precio de los combustibles terminó de definir una situación “compleja” para, por lo menos, la primera mitad del 2017. (Vía: La Jornada)

Uno de los incrementos que, desde estos momentos, ya están siendo analizados es el de la tarifa del transporte público de la Ciudad de México. Héctor Serrano, secretario de Movilidad de CDMX, declaró que las asociaciones de transportistas llevan años exigiendo aumentos a las tarifas del transporte público concesionado (peseros, camiones, “combis”) y taxis.

Tras 47 meses del último incremento en la tarifa, estas asociaciones han exigido un aumento de entre 40 y 60%, pues consideran que la inflación y la constante alza de los precios de la gasolina e insumos no se alcanzan a cubrir con la tarifa actual. Serrano declaró que, aunque no se aprobaría un incremento así, sí se está planteando en su secretaría la posibilidad. (Vía: Excélsior)

Incluso operadores de aplicaciones como Uber, algunos vinculados a la Asociación Nacional de Socios y Choferes de aplicaciones móviles en materia de transporte, han exigido que se dé, o un incremento en la tarifa, o una reducción en las comisiones que la aplicación hace por cada viaje a sus “asociados”, informó su vocero, Julio Alba. (Vía: La Jornada)

Si podemos creerle al secretario Meade, el incremento se verá cancelado tras la liberación gradual de los precios a partir de marzo, sin embargo, zonas completas del país seguirán teniendo los mismos durante todo el 2017. Pareciera ser que la única certeza para el año siguiente será el incremento en el costo de vida en todo el país.

Publicidad