Embarazos adolescentes, causados por la pornografía: Arzobispo de México

Por años el cardenal Norberto Rivera fue un dolor en el trasero para casi todas las personas con más de dos neuronas en este país. Sus declaraciones de una ignorancia temeraria, son sospechosas relaciones políticas y el presunto encubrimiento que hizo de pederastas lograron que nadie lo extrañara cuando anunció su retiro.

Sin embargo, parece ser que su sustituto va a continuar con la linda tradición de decir estupideces desde el púlpito. El día de ayer, el recién electo arzobispo primado de México, Carlos Aguiar Retes, tuvo su primera conferencia de prensa desde su nuevo cargo. Por un lado, tuvo a bien decir dos o tres inocuas vaguedades sobre política y limitarse a decir sobre la Ley de Seguridad Interior que debe haber un marco legal para el ejército.  (Vía: Noticieros Televisa)

Incluso, fue muy celebrado que se comprometiera a no tolerar la presencia de pederastas al interior de la Iglesia Católica. Sin embargo, todos estos buenos detalles se vieron opacados cuando se puso hablar de el embarazo de adolescentes.

Como ustedes bien sabrán, los sacerdotes son gente que en teoría no practican el sexo pero opinan mucho sobre él. Carlos Aguiar Retes se sumó a esa bella tradición de hablar de cosas que se ignoran diciendo que el problema detrás de los embarazos adolescentes es (¡Chan Chan Chan!)… la pornografía. (Vía: Mientras Tanto en México)

Según el nuevo arzobispo primado de México, si controláramos la pornografía descenderían los embarazos entre adolescentes. Por lo cual, a su parecer, urgen propuestas para regular y controlar la difusión de material pornográfico, sobre todo el redes sociales.

https://twitter.com/frnandoalbrto/status/940430205583331328

Por supuesto, inmediatamente las redes sociales se encargaron de recordarle al arzobispo que, simplemente, no sabe de lo que habla: los embarazos adolescentes tienen todo que ver con falta de información y educación sexual (eso que al Frente Nacional por la Familia no le gusta ver en las escuelas) y nada que ver “la pornografía en redes sociales”.

En buena medida, la salida de Norberto Rivera se debió a las malas relaciones que llevaba con el papa Francisco, además de los escándalos de los sacerdotes católicos. De momento parecería que el nuevo arzobispo podría cambiar algo de esta lamentable situación donde incluso los feligreses sienten que la Iglesia está muy alejada de ellos. Sin embargo, con declaraciones así, la vemos difícil. (Vía: W Radio)

Por lo pronto, urge que los sacerdotes mexicanos tomen un apropiado curso de sexualidad antes de opinar sobre la vida sexual del prójimo.

Publicidad