13.4 millones de documentos revelados por compañías que desviaban fondos de Inglaterra, Estados Unidos y Rusia han sido revelados en una investigación conjunta de The Guardian, el New York Times y una fundación de periodistas de investigación.

Ésta ha sido la segunda filtración más grande de la historia sólo debajo de los Panamá Papers liberados hace un año. Los nombres que aparecen en estos documentos van desde la reina Isabel de Inglaterra hasta consejeros donadores y asesores de Donald Trump, compañías como Apple, Nike y múltiples miembros de la política internacional. En países como Inglaterra y Estados Unidos en los que se ha impulsado a veces con violencia la aplicación de políticas de austeridad resulta cuanto menos irónico que los personajes que han hecho campañas más visibles en favor de estas sean los que tienen las cuentas más abultadas en los Paradise Papers. (Vía: The Guardian)

Se revela también en estos documentos cómo compañías relacionadas con Rusia, particularmente con el yerno de Vladimir Putin, financiaron campañas de fake news en Google, Facebook y Twitter, a través de una compleja y amplia red de empresas fantasma para favorecer al candidato republicano Donald Trump.

Hasta el momento, la información que ha sido liberada de estos documentos no revela nombres mexicanos o latinoamericanos, sin embargo será cuestión de tiempo para empezar a ver compañías, políticos y nombres que se nos hacen conocidos por todas las malas razones.

Bastarán semanas para que los periodistas, economistas y analistas de datos le encuentren razón a todos los documentos: ¿estas revelaciones tumbarán a Donald Trump, afectarán a la realeza británica y desnudarán las relaciones de poder entre el dinero y la política a nivel internacional?