El mono mascota “Botas” delató la guarida del “Chapo”

“Botas” es el nombre de un mono, bautizado así en honor a un personaje de dibujos animados, que es mascota de las hijas gemelas de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera alias “ El Chapo”, ha sido la pista que pudo conducir a los investigadores a su guarida en la sierra. Cuando el “Chapo” fue arrestado por segunda vez en febrero del 2014, sus hijas, su esposa Emma Coronel Aispuro (hermana del narcotraficante Ignacio “Nacho” Coronel) y el mono “Botas” llegaron a vivir cerca del penal el “Altiplano”, pero después de la fuga del “Chapo Guzmán” volaron a la zona conocida como el “Triángulo Dorado” (Sonora, Durango y Chihuahua), dejando atrás al mono “Botas”.

La familia del Chapo se instaló en una zona agreste del municipio Tamazula, Durango, en un recién construido complejo de cabañas de madera, con televisión, baño, drenaje y agua caliente.

“Las hijas pidieron a papa que rescatara a “Botas” y “El Chapo” encargó a sus lugartenientes la misión de traerlo por aire”, reveló el periodista Carlos Loret de Mola, citando la investigación federal, que ha dado un vuelco con el arresto del círculo íntimo de 6 hombres, incluido su abogado, que organizó y protagonizó el escape y un piloto de avionetas.

Después de varios intentos por conseguir los permisos sanitarios oficiales para que el mono “Botas” pudiera volar a Culiacán, por la compañía Aeromexico, fue la primera pista. Pero nadie les firmó los papeles, así que solo les quedo trasladarlo vía carretera, hasta que los investigadores descubrieron al “Botas” en Sinaloa, a bordo de un Mustang rojo de lujo, y lo siguieron. El Mustang era de Édgar Coronel Aispuro, hermano de la esposa del “Chapo”, quien entró al túnel la noche del escape.

 Las autoridades comenzaron a seguir el automóvil en el que viajaba “Botas”, lo que dio inicio a la operación de la Marina mexicana, que finalmente no logró su cometido.

Monos_Botas