Chuck Rosenberg, jefe en funciones de la Administración para el Control de Drogas (DEA), declaró que Joaquín “El Chapo” Guzmán aún está en México, probablemente escondido, “en su hogar”, en su estado natal de Sinaloa. Pero a su vez Rosenberg reconoció que Guzmán Loera podría estar en cualquier parte.

“Creo que aún está en México”, dijo Rosenberg en una reunión con la prensa. “¿Lo sé? No. Es una hipótesis fundada”.

Rosenberg dijo a los periodistas que agentes de la DEA están compartiendo información de inteligencia con sus pares mexicanos, pero que existen “problemas institucionales” en el país que dificultan reunir información.

“Tenemos fuentes en México con las que podemos trabajar de cerca. No se extiende a todo el gobierno”, dijo a los periodistas.

La Oficina Federal de Investigaciones (FBI), el Cuerpo de Alguaciles de Estados Unidos y el Departamento de Estado también se han sumado a las investigaciones.

El gobierno de Estados Unidos ha ofrecido una recompensa de 5 millones de dólares por información que permita capturar a uno de los narcotraficantes mas buscados del mundo.

Por otra parte el abogado del “Chapo”, Juan Pablo Badillo declaró en exclusiva a Univisión, que Guzmán Loera escapó de la prisión del Altiplano el mes pasado porque tenía temor de ser extraditado a Estados Unidos o asesinado.

“Esa es su intención, esa es la solución a sus temores, sencillamente dijo: ahí nos vemos”, y se evadió del penal, afirmó Badillo.

Agregó que Guzmán estaba muy preocupado por la petición de Estados Unidos, que había solicitado su extradición y no se explica cómo fue que se enteró, pues el documento era mantenido bajo reserva por el gobierno de México.

La DEA abrió una cuenta de correo electrónico y una línea telefónica para recibir cualquier información, la dirección de mail creada ha llamado la atención en redes sociales: [email protected]

La línea telefónica de (844) 692 4101 para cualquier parte de la Unión Americana y el 001 844 692 4101 desde cualquier país de América Latina.

Cabe señalar que las medios para que los ciudadanos reporten cualquier información para dar con el paradero del “Chapo”, será administrada por su representación en San Diego.