“Ningún estudiante debería pedir un préstamo para pagar la colegiatura de las universidades públicas“.

Mientras tanto, en México se recortó el presupuesto de las universidades públicas.