El presidente de la mesa directiva del Senado de la República, Miguel Barbosa, presentó ayer su informe de actividades. Insistió en que los avances que se han llevado a cabo en materia de transparencia y anticorrupción han marcado un antes y un después en la vida del país.

Se trató del informe final del perredista, pues en algunos días entregará su puesto al presidente de la siguiente legislación. En líneas generales, Barbosa remarcó que México tiene el reto de combatir la impunidad y la corrupción.

Asimismo, afirmó que durante su gestión el Senado siguió líneas de austeridad y transparencia. Esto a pesar de que en el año en curso el Senado ha sido señalado por sus excesivos gastos en varios rubros. Uno de los más célebres, fue el escándalo desatado a partir de los costos de los boletos de avión que usan los senadores, en ese sentido el mismo Barbosa fue llamado “el senador viajero“.

senado-aprueba-reforma-energetica_659x460

Por si fuera poco, hace un mes supimos que los senadores habían aumentado el salario de sus asesores. En total, pagaremos 48 millones de pesos más en ese rubro que por el salario de los mismos senadores (que no es bajo). En otras palabras, las percepciones totales de los senadores nos costarán este año 362. 6 millones de pesos y los honorarios para consultores y asistentes 411.22 millones de pesos.

(En esta nota podrás ver un poco más desglosado el gasto que hacemos para mantener a los senadores)

Y aún así, Barbosa afirmó que en su gestión el Senado fue austero y transparente. A mitad de su discurso, agregó:

“México no es un país de corruptos“

Entendemos que eso incluye su gestión y la presente legislatura.

El evento se llevó a cabo en el Patio Central de la Antigua Casona de Xicoténcatl, entre los presentes se encontraban Miguel Ángel Osorio Chong (secretario de Gobernación), Luis Videgaray (secretario de Hacienda), Agustín Carstens (gobernador de Banxico), Luis María Aguilar (presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación), José Narro (rector de la Universidad Nacional Autónoma de México), Miguel Ángel Mancera (jefe de gobierno del Distrito Federal), Rafael Moreno (gobernador de Puebla) y Eruviel Ávila (gobernador del Estado de México); entre muchas otras celebridades.

Un visiblemente emocionado Barbosa remató su discurso diciendo:

“Los quiero mucho“