De acuerdo con la agencia de noticias AP, el gobierno de Estados Unidos estuvo al tanto de que Joaquín “El Chapo” Guzmán intentó en un par de ocasiones darse a la fuga del penal de máxima seguridad del Altiplano, en el Estado de México.

AP publicó este lunes que tuvo acceso a documentos internos de la Administración de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA por sus siglas en inglés), los cuales básicamente revelaban que el líder del poderoso Cártel de Sinaloa planeaba fugarse tras su segunda captura, ocurrida en Mazatlán, Sinaloa, en febrero de 2014.

Según los documentos, los agentes antidrogas de la DEA obtuvieron los primeros informes sobre los planes de fuga de “El Chapo” en marzo de 2014, apenas un mes después de que fue recapturado.

fuga.chapo2

La información consultada por AP muestra que en marzo de 2014 agentes en Los Ángeles reportaron una posible operación de escape financiada por otra organización del narcotráfico que opera bajo el apoyo del Cártel de Sinaloa. Este plan involucró el uso de amenazas o sobornos a funcionarios carcelarios.

Luego, en julio de ese mismo año, la misma investigación de la DEA reveló que un hijo de Guzmán Loera había enviado un equipo de abogados y personal de contrainteligencia militar para diseñar un plan de escape.

La noche del sábado 11 de julio, “El Chapo” escapó a través de un túnel de 1,500 metros de longitud que iniciaba en una zona de regaderas de la prisión del Altiplano y finalizaba en una casa ubicada en la colonia Santa Juanita, en el Estado de México.