El Partido del Trabajo (PT) podría iniciar un “proceso rápido de fusión” con el Partido de la Revolución Democrática (PRD) para no desaparecer si pierde el registro, así lo anuncio Carlos Navarrete, máximo dirigente perredista.

Navarrete detalló que mañana jueves 2 comisiones (una de cada partido involucrado) iniciarán conversaciones formales, ya que aún no se toma la decisión final, pero hay la pretensión y “el grupo evaluará la decisión política”.

“El CEN del PRD evaluó ayer iniciar un proceso rápido de fusión con el Partido del Trabajo; nosotros estamos siendo solidarios con el Partido del Trabajo, que está reclamando un recuento de su porcentaje electoral de sus votos ante el INE y el Tribunal Electoral, pero previendo que pudiera no prosperar este proceso, el Partido del Trabajo está en plenos derechos en este momento como partido político nacional y la ley establece la fusión de partidos políticos registrados, no la alianza, la fusión orgánica”, mencionó el líder perredista.

Navarrete también destacó que de sumarse el Partido del Trabajo al de la Revolución Democrática, lo haría con todos los derechos que tiene actualmente como instituto político nacional, aunque el registro sería del PRD

De aprobarse la fusión, ésta deberá concretarse en un plazo de 20 días, antes de que el INE decida si el PT pierde su registro como instituto político nacional, pues en estos momentos está vigente, con todos los derechos y las prerrogativas que ello implica. En caso de concretarse dicho escenario, sería un pequeño paso para la unidad de la izquierda de cara a los procesos electorales del 2016 y 2018.